15/11/13

Pasaje al Paraíso – Michael Connelly




“Creo que todos los libros que escribo y los que tengo en mente y aún no he materializado forman parte de un único libro, una gran obra, de manera que están todos conectados entre sí.  Es algo en lo que también me influyó El Bosco, en sus cuadros hay cantidad de cosas en infinidad de niveles, todas relacionadas unas con otras. Es uno de los placeres que me proporciona mi trabajo, establecer estas pequeñas conexiones tan curiosas entre personajes aparentemente distintos y distanciados.”

Michael Connelly.

Michael Connelly es junto a Dennis Lehan, el más relevante escritor de literatura negra en Estados Unidos hoy. En su obra, que hasta ahora tiene más de 25 novelas publicadas, destaca su serie protagonizada por el detective de Los Ángeles, Hieronymus "Harry" Bosch con 18 entregas.

La referencia al maestro holandés con el nombre del protagonista es más que obvia, la madre del personaje lo bautizó así por su admiración a la famosa obra del pintor de “El jardín de las delicias”. También se han hecho analogías entre la vida del escritor James Ellroy y el personaje de Connelly, en La dalia negra (1987) Ellroy sintetiza su trauma personal de juventud por la muerte violenta de su madre con la recreación literaria del famoso caso del asesinato y mutilación de Elizabeth Short, treinta años después Ellroy investigó por su cuenta el crimen no resuelto de su madre, Harry Bosh también sufre la pérdida de su madre víctima de un asesinato y muchos años más tarde, retoma la investigación y logra resolver el crimen de su muerte.

La singularidad de Harry Bosch a lo largo de la saga, se revela en su pasado traumático, sobreviviente a la orfandad, sobreviviente de la guerra de Viet Nam, y sobreviviente de sí mismo. Pero también Harry nos resulta el arquetípico detective duro, pragmático, cuya obstinación raya en la ética kantiana de cumplir su deber hasta las últimas consecuencias, y cuando esto ocurre el saldo resulta abrumador. Esta combinación da como resultado un personaje fascinante, familiar, y a la vez complejo, un lobo estepario, una bestia carcomida por el pasado, un amante y padre capaz de la mayor ternura, en suma, uno de nuestros detectives favoritos y su autor un maestro.

Michael Connelly
Pasaje al Paraíso, corresponde a la quinta entrega de la saga. Originalmente se publicó con el sugestivo y evidentemente más acertado título en inglés “Trunk Music” (Música de Maletero) en 1997, y esa música en la jerga de la mafia no es otra cosa que un cadáver en la joroba de un auto, donde todo comienza y que sacará al detective de su ciudad hasta Las Vegas y de regreso. Bordeando los meandros de una saga donde los sospechosos se vuelven inocentes y las víctimas culpables; la trama es compleja, los hilos que unen las relaciones y los giros entre los personajes están brillantemente tejidos (una víctima que produce porno, una investigación por evasión fiscal, relaciones con la mafia, agentes del FBI encubiertos, una viuda indiferente, etc.) y con todo, cuando la novela pierde fuerza, cuando la cadena de casualidades llega hasta lo inaudito, no nos queda más que emocionarnos con la aparición de la ex agente del FBI, ex convicta, jugadora profesional de póker y musa del detective:  Eleanor Wish “Aunque hacía cinco años que no la veía, Eleanor nunca había dejado de estar ahí, incluso cuando hubo otras mujeres. Una vocecita interior siempre le recordaba que Eleanor era la mujer de su vida. La pareja perfecta” y  con la pirotecnia y espectacularidad características del autor, nos incluye su secuestro y su rescate “Gracias Harry, sabía que vendrías”.

Y a pesar de esto, y un epílogo relamido y totalmente innecesario, Pasaje al Paraíso es toda una proeza de observación psicológica alrededor del protagonista, un personaje siempre creíble en cada momento de la novela y en su interacción con los otros personajes; para los seguidores, novela a novela, la progresión de la vida y las relaciones de Harry Bosh resultan adictivas, y en el caso de esta quinta entrega, un embeleso. La resolución del caso nos tiene que poner alertas, tu asesino no es solo quien menos esperas, está más cerca de lo que piensas.

Germán Hernández.


_________________________

¿Desea mejorar la calidad literaria de su obra?

Más información → aquí


 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Deja tu signo