7/8/15

La mujer que arañaba las paredes (Departamento Q 1) – Jussi Adler-Olsen




Lo mejor después de la publicación de la trilogía Millenium de Larson, fue descubrir la cantidad de autores y autoras nórdicos de novela negra que hay en la actualidad (sin olvidar desde luego a los maestros precursores (el matrimonio Söwall y Wahlöö y a Henning Mankell). La vitalidad y variedad en el género es mucho más que una moda, y la calidad de la mayoría de las obras algo inapelable.

Carl Valdemar Jussi Henry Adler-Olsen nació en Copenhague 1950, es publicista, editor,  empresario, y además estudió medicina, sociología, historia política y comunicación audiovisual. “Kvinden i buret” (La mujer en la jaula) y en español traducida como “La mujer que arañaba las paredes” es la primera entrega de la serie Departamento Q.

En Copenhague, el policía Carl Mørck, amargado, desafiante e irreverente, atraviesa una mala racha, hace poco fue sorprendido por el ataque de un asesino, en el asalto su compañero Anker  resulta muerto y su otro compañero Hardy gravemente herido y paralítico. Mørck cae en desgracia y el remordimiento; sus superiores y los medios dudan de su actuación en el incidente y es enviado al ostracismo en el recién creado departamento para investigar casos no resueltos: el Departamento Q.

El primer caso de Carl Mørck  será el de Merete Lynggaard, una joven y prometedora política que en el año 2002 mientras realizaba un viaje en ferry desaparece inexplicablemente; ante la falta de evidencias que dieran con ella la policía cierra el caso. Pero sabemos que Merete Lynggaard está viva, sometida al capricho de sus captores y que morirá el 15 de mayo de 2007. Sin saberlo, la apertura y resolución del caso para nuestro detective será una carrera contra reloj. En la narración se irán alternando tanto la situación de cautiverio de Merete con la investigación policiaca hasta el inevitable punto en que los relatos converjan. Una trama arriesgadísima, al borde de lo inverosímil, y virtuosamente librada.

Jussi Adler-Olsen
Pero lo mejor de la novela son sus personajes, los cuales se nos van revelando poco a poco, complejos y sensibles, en lo cotidiano, en lo grave y lo hilarante, el autor tiene la gran virtud de mantenernos al borde del vértigo y de sacarnos carcajadas también a través de los protagonistas. Pero el que se lleva el premio sin duda es el enigmático y paradójicamente transparente Assad, el ayudante de origen sirio encargado a Carl, es refugiado político, poco sabemos de su pasado, de quién era o hacía en su país de origen pero es evidente que sabe de operaciones policiales, de armas, de análisis y falsificación de documentos; Mørck al principio lo emplea como el “chico para todo” desde sacarle fotocopias hasta traerle el café, pero Assad es un sujeto curioso y entrometido, y poco a poco se va colando en las tareas de Mørck al punto que es quien acicatea y revive al detective amargado, contagiándolo y moviéndolo a actuar y que por su propia cuenta es quien indirectamente va a revelar el enigma del caso, todo un acierto, y una figura eje que va más allá del típico ayudante del detective.

El extraordinario debut literario de Adler-Olsen ya no es una sorpresa dentro la nueva novela negra nórdica, pero sí un satisfactorio contagio para continuar la saga del “Departamento Q”.

Germán Hernández.


¿Quien dijo miedo a los libros electrónicos?
Descárgate por Torrent el texto completo de "La mujer que arañaba las paredes" en formato epub

 La mujer que arañaba las paredes



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Deja tu signo